Qué hacer ante la aparición de dolor testicular
(03/12/15)

El dolor testicular de aparición brusca es el principal síntoma del denominado síndrome escrotal agudo. Se trata de una urgencia urológica que engloba diversas patologías intraescrotales, como la torsión testicular, la torsión de apéndices testiculares (hidátides), orquitis, epididimitis y traumatismos.

El denominador común de todas ellas es el dolor testicular de aparición brusca, que puede ir acompañado de otros síntomas dependiendo de su etiología,como tumefacción y enrojecimiento de la piel del escroto, nauseas, vómitos o molestias urinarias. Cada uno de estos síntomas da una orientación sobre el diagnóstico.

“Cuando aparece un dolor testicular de forma brusca, hay que acudir a urgencias lo antes posible para establecer el diagnóstico precoz de una posible torsión testicular”, afirma el Dr. Ferran Garcia, director del Servicio de Andrología de Institut Marquès.

Este problema, más frecuente en la edad pediátrica que en adultos, puede producir una obstrucción circulatoria, disminuyendo el riego sanguíneo arterial, que si supera las seis horas puede producir lesiones irreversibles en el testículo, llegando incluso a la necrosis.

El diagnóstico no siempre es fácil, ya que la inflamación y el propio dolor dificultan la exploración. Por ello normalmente la intervención quirúrgica es la única forma de confirmarlo y de detorsionar el testículo, fijándolo para que no vuelva a pasar.

Hasta un 80% pueden experimentar una disminución de la espermatogénesis (capacidad de producir espermatozoides), relacionándose este porcentaje con el tiempo que ha durado la torsión testicular, por lo que ésta puede ser causa de esterilidad.

Según el Dr. Ferran García, en los niños prepuberales que han sufrido torsión es conveniente controlar anualmente la posible aparición de atrofia testicular, que se puede dar hasta en un 60% de los testículos recuperados, hasta 2 o 3 años después de la torsión.

Please rate this